Indocumentados mantienen presión por reforma migratoria

Indocumentados mantienen presión por reforma migratoria

13
0
COMPARTIR
Otra oleada de marchas en Estados Unidos volvió a tratar de presionar al Congreso a que apruebe una reforma migratoria que abra el camino a la legalidad de a millones sin estatus legal. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2013
Otra oleada de marchas en Estados Unidos volvió a tratar de presionar al Congreso a que apruebe una reforma migratoria que abra el camino a la legalidad de a millones sin estatus legal. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2013

(Phoenix, Arizona) — Cientos de inmigrantes indocumentados y activistas salieron este sábado a marchar en decenas de ciudades de Estados Unidos. Las marchas fueron parte de una acción nacional coordinada en unos 40-estados del país como California, Illinois y Nueva York.

En Phoenix, la llamada “Marcha por Dignidad y Respeto” buscó presionar al Congreso por una reforma migratoria, y atrajo a unas tres mil personas que se manifestaron por la aprobación de una legislación que legalice a unos 11-millones de personas que viven en el país sin estatus legal.

La prolongada espera por la aprobación de una reforma migratoria llevó a inmigrantes y activistas a volver marchar por las calles del centro de Phoenix.

Mientras en altos círculos de la política estadounidense se debate un proyecto que permitiría a millones de inmigrantes regularizar su situación de inmigración en este país, los trabajadores inmigrantes sin estatus legal ni permisos de trabajo no tienen muchas alternativas, excepto salir a las calles a hacer manifiesta su demanda por una reforma migratoria.

Si los políticos en Washington están tomando atención o no de las marchas de inmigrantes como las que se llevaron a cabo a lo largo del país el sábado, trabajadores indocumentados como José Víctor Rivas, un inmigrante mexicano, no desaprovechan la oportunidad de expresarles su mensaje. Rivas dijo lo que para él representan la marchas como en la que participó en Phoenix, Arizona.

“Es una forma de protestar, para que nos ecuchen y seguir adelante”, dijo Rivas. “No venimos a robar, venimos a trabajar duro, tenemos familia, para poder estar bien”.

Antonio Zúniga, otro inmigrante indocumentado de México, vino acompañado a la marcha con su esposa y sus cuatro hijos. Zúñiga dijo que la razón por la cual asistió para participar en la marcha fue para exigir una reforma migratoria justa y alto a las deportaciones.

El inmigrante del estado de Hidalgo, México tambien opinó sobre lo que para él es la razón que los políticos no aprueban una reforma.

“Todo lo están haciendo por política, y no es justo porque nosotros necesitamos una reforma migratoria,” comentó.

La hija de Francisco, Arizbeth, de 13-años, estudiante del séptimo grado, explicó por qué piensa que está mal que no haya una reforma migratoria.

“Están deportando papás y mamás y los ninos se quedan sin mamá o papá”, dijo la Arizbeth. “Mi papá trabaja y da todo por nosotros”, puntualizó.

© 2013 – 2016, Eduardo Barraza. All rights reserved.

SIN COMENTARIOS

Dejar una respuesta