México

México

Excavan plataforma que dio nombre al Zócalo de la Ciudad de México

0
La explanada de la Plaza de la Constitución en el corazón de la Ciudad de México es objeto obras de excavación, las cuales han sacado a la luz una plataforma construida hace tres siglos y medio. Foto: Melitón Tapia | INAH
La explanada de la Plaza de la Constitución en el corazón de la Ciudad de México es objeto obras de excavación, las cuales han sacado a la luz una plataforma construida hace tres siglos y medio. Foto: Melitón Tapia | INAH

(Ciudad de México) — Para los mexicanos y para el mundo, El Zócalo es la amplia plaza ubicada en el corazón de la Ciudad de México rodeada por el viejo Palacio Nacional, la Catedral Metropolitana y otros edificios coloniales.

Llamado oficialmente Plaza de la Constitución, la mayor parte del famoso Zócalo se encuentra actualmente cercado debido a obras de salvamento arqueológico que resultaron en el descubrimiento de una vieja plataforma circular que con el tiempo le dio nombre a este espacio.

La plataforma de ocho metros de diámetro y 28 centímetros de altura fue parte de lo que se proyectaba sería un monumento a la Independencia que nunca se concluyó. Sus orígenes datan del año 1843, durante uno de los varios mandatos presidenciales de Antonio López de Santa Anna.

La plataforma, según indican los arqueólogos, fue construida con un núcleo de mampostería y paramento de bloques de basalto. La mampostería es un sistema tradicional para erigir muros y paredes colocando los materiales manualmente.

A los arqueólogos mexicanos nunca les falta trabajo. Ahora excavaron en la Plaza de la Constitución, donde se sabía de la existencia de una importante estructura enterrada por casi dos siglos. Foto: Melitón Tapia | INAH
A los arqueólogos mexicanos nunca les falta trabajo. Ahora excavaron en la Plaza de la Constitución, donde se sabía de la existencia de una importante estructura enterrada por casi dos siglos. Foto: Melitón Tapia | INAH

A dicha plataforma fue a lo que originalmente se le llamó zócalo, esto es, una estructura inferior de un edificio puesta a fin de elevar los basamentos a un mismo nivel.

No obstante, en algún momento de la vida cotidiana de la ciudad, sus habitantes comenzaron a referirse a toda la plaza como el Zócalo, y en lugar de convertirse en un monumento a la Independencia, la plataforma vino a nombrar este gran espacio, escenario de un gran número de hechos históricos.

El zócalo original con el tiempo quedó en el olvido, enterrado tras sucesivas remodelaciones de la explanada que la mayoría de la gente conoce, y en donde una gran bandera de México ondea sostenida por una enorme y solitaria asta en el centro.

Alguna similitud podría trazarse a partir de este proyecto de construcción fallido con el del Palacio Legislativo, que inició su edificación justo antes del estallido de la Revolución Mexicana, durante el gobierno de Porfirio Díaz.

En este caso fue la guerra y no la falta de fondos lo que interrumpió que la construcción del palacio continuara, y que eventualmente fuera abandonada por completo.

Así, tanto el nombre Zócalo de la Ciudad de México como la estructura del Monumento de la Revolución son resultado de dos proyectos inconclusos que se tornaron en grandes iconos de la identidad, la historia y la fisonomía de esta metrópolis.

El hallazgo del zócalo original, es decir, de la plataforma circular excavada por arqueólogos bajo la Dirección de Salvamento Arqueológico del Instituto Nacional de Antropología e Historia, viene no solamente a corrobar el registro histórico, sino a redactar una página nueva en la extensa crónica de la Ciudad de México, y su antecesora Tenochtitlan.

Este descubrimiento arqueológico en la explanada de la Plaza de la Constitución se suma a los hallazgos ocurridos en 1790 del monolito de Coatlicue, la Piedra del Sol (también llamada Calendario Azteca) y la piedra de Tizoc.

Desde el inicio de las obras de construcción subterránea del Metro en 1967, la Ciudad de México ha visto una de las más prolíficas etapas de hallazgos arqueológicos.

Estos aumentaron considerablemente con el descubrimiento de la piedra Coyolxauhqui en 1978, lo que condujo a ubicación exacta y excavación masiva de las ruinas del Templo Mayor, y a otros sorprendentes encuentros como el del monolito Tlaltecuhtli en 2006.

Leer más artículos de Arqueología


Surgen vestigios de habitantes de barrio mexica que resistió a conquistadores españoles

0
Restos humanos como este fueron encontrados en un predio en el Centro de la Ciudad de México. En tiempos de los mexicas, la antigua casa de dos pisos bajo la que se encontraron está donde se ubicaba el barrio de Colhuacatonco. Foto: María de la Luz Escobedo | INAH
Restos humanos como este fueron encontrados en un predio en el Centro de la Ciudad de México. En tiempos de los mexicas, la antigua casa de dos pisos bajo la que se encontraron está donde se ubicaba el barrio de Colhuacatonco. Foto: María de la Luz Escobedo | INAH

(Ciudad de México) — La realidad de que las ruinas de una ciudad destruida yacen bajo un amplio perímetro de otra ciudad ―la Ciudad de México― no es motivo de sorpresa para nadie. No obstante, los descubrimientos arqueológicos a partir de lo que fuera Tenochtitlan no cesan de causar asombro cada que vez que estos resurgen desde sus sitios milenarios.

Desde el inicio de las obras de construcción del Metro de la Ciudad de México en 1967, los arqueólogos mexicanos concluyeron que donde se hicieran excavaciones, ahí se encontrarían vestigios de la antigua ciudad de los mexicas.

Los trabajos de construcción de este medio de transporte han devuelto de las entrañas de la tierra mexica más de 20 mil hallazgos de piezas y estructuras arqueológicas, así como hecho posible un gran número salvamentos arqueológicos.

Una década más tarde del inicio de las obras del Metro, el descubrimiento del monolito de Coyolxauhqui corroboró la deducción de los arqueólogos. El hallazgo de aquella piedra se convirtió en un hito histórico al revelar a los investigadores el sitio exacto en donde se encontraba el Templo Mayor de Tenochtitlan, lo que llevó a la excavación masiva de sus ruinas.

Los arqueólogos piensan que debido a la mejor calidad de la antigua vivienda donde se encontraron siete entierros humanos, se trata de nobles mexicas. Foto: María de la Luz Escobedo | INAH
Los arqueólogos piensan que debido a la mejor calidad de la antigua vivienda donde se encontraron siete entierros humanos, se trata de nobles mexicas. Foto: María de la Luz Escobedo | INAH

Nuevo hallazgo en antiguo barrio mexica
El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) dio a conocer este lunes el descubrimiento de restos humanos en un recinto de lo que se considera fueron nobles mexicas que vivieron en el barrio de Colhuacatonco.

El hallazgo se hizo bajo una antigua vivienda en el Centro Histórico de la Ciudad de México, de las conocidas como vecindades. Estas son casas grandes con varias viviendas en donde habitan distintas familias, por lo general de bajos recursos económicos.

La vivienda de dos pisos que abrió las puertas a este hallazgo se ubica en la calle República del Perú. Especialistas de la Dirección de Salvamento Arqueológico del INAH deducen que lo hallado se trata de construcciones de nobles mexicas, o de sus familias, que habitaban en Colhuacatonco.

Lo anterior se deriva de que solamente los nobles tenían habitaciones construidas con piedra, una característica que diferenciaba sus viviendas de las de los habitantes comunes.

Fachada de la dilapidada vivienda debajo de la cual se hizo el hallazgo. Está ubicada en el número 40 de la calle República del Perú, en el Centro Histórico de la Ciudad de México. Foto: Google Maps
Fachada de la dilapidada vivienda debajo de la cual se hizo el hallazgo. Está ubicada en el número 40 de la calle República del Perú, en el Centro Histórico de la Ciudad de México. Foto: Google Maps

Parte de lo encontrado es una plataforma mexica en el lado norte del terreno. Se trata de un pequeño recinto, posiblemente de uso ceremonial, con piso pulido en muy buenas condiciones, y similar en calidad a las superficies del Templo Mayor.

Con base a la descripción de la arqueóloga María de la Luz Escobedo, el recinto es un “lugar íntimo”. Un círculo con rayos que fue plasmado con pintura negra se ubica en el centro del piso, el cual pudiera representar un escudo. Asimismo se encontró un adoratorio que aún muestra la huella de un fogón o bien donde se ponía el brasero para iluminar aquel espacio.

Los trabajos arqueológicos revelaron siete entierros de tres adultos y cuatro niños. Se estima que los entierros son contemporáneos y datan de la época del contacto de los mexicas con los españoles, según Escobedo. Las sepulturas fueron dispuestas con ofrendas sencillas.

Debido a los objetos encontrados, para los investigadores este descubrimiento representa una verdadera “cápsula del tiempo”, con una continuidad a través de cinco siglos.

“Estamos sorprendidos de la continuidad de más de 500 años, reflejada en los materiales recolectados”, afirman los arqueólogos involucrados en este trabajo.

Esta figurilla mexica es uno de los sorprendentes objetos hallados en una antigua vecindad en el centro de la Ciudad de México. Foto: Melitón Tapia | INAH
Esta figurilla mexica es uno de los sorprendentes objetos hallados en una antigua vecindad en el centro de la Ciudad de México. Foto: Melitón Tapia | INAH

Algunos de los objetos encontrados son:
Molcajetes
Platos Azteca III
Figurillas mexicas
Pequeños silbatos en forma de aves
Personajes de rasgos occidentales y con sombrero
Representaciones de monjas
Candeleros y jarras con adornos

Una vez concluido el trabajo de excavación, estos vestigios de la cultura mexica contarán con la protección del proyecto de vivienda social al que se asignará este terreno.

Colhuacatonco: rebeldía indígena
Tras la invasión de los españoles y paulatina sumisión forzada de los nativos, se sabe que los habitantes del barrio de Colhuacatonco resistieron la conquista de forma “pasiva”.

Fray Bernardino de Sahagún relata que fue en Colhuacatonco donde los mexicas capturaron una bandera española. Esta rebeldía indígena continuó aún después de que los conquistadores impusieran su dominio, de acuerdo a lo revelado en el contexto arqueológico.

Evidencia encontrada por los arqueólogos indica que los habitantes de Colhuacatonco mantuvieron una resistencia “pasiva” tras caída la ciudad de México-Tenochtitlan en 1521.

Los vestigios de quienes habitaron este barrio sacan a la luz otro eslabón arqueológico de la interminable cadena de secretos que aguardan su descubrimiento. Estos confirman y acrecientan el acervo arqueológico de Tenochtitlan. De esta manera, en palabras de Escobedo, la historia sigue hablando por la Ciudad de México.


Mujer indígena mexicana buscará presidencia en elecciones de 2018

0
María de Jesús Patricio Martínez se dirige a la audiencia durante la conferencia de prensa de la Asamblea Constitutiva del Concejo Indígena de Gobierno para México en mayo de 2017.
María de Jesús Patricio Martínez se dirige a la audiencia durante la conferencia de prensa de la Asamblea Constitutiva del Concejo Indígena de Gobierno para México en mayo de 2017.

Las elecciones federales de México en 2018 podrían incluir la candidatura independiente de una mujer indígena aspirante a la presidencia de la república representando al Consejo Indígena de Gobierno (CIG).

María de Jesús Patricio Martínez fue designada como portavoz de la Asamblea Constitutiva del CIG del Congreso Nacional Indígena (CNI). El CNI es una organización que aglutina a decenas de comunidades, naciones, pueblos, barrios y tribus indígenas de México. La designación es respaldada por el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN).

Mediante un comunicado, el grupo revolucionario izquierdista con sede en Chiapas anunció en octubre de 2016 que junto con el CNI buscaría participar en las elecciones de 2018 nombrado a una mujer indígena como candidata independiente.

Como portavoz, Patricio Martínez, conocida como Marichuy, también se convierte en postulante a la presidencia de México. Para oficializar su candidatura, el CNI deberá reunir la cantidad de firmas necesarias y, de conseguirlo, ella pasaría a ser la primera mujer indígena en buscar el poder ejecutivo del país.

Originaria de Túxpan, Jalisco, México, Patricio Martínez es una activista de Derechos Humanos, así como curandera tradicional al frente de un centro de salud comunitario, llamado La Casa de Salud Calli Tecolhuacateca Tochan. Como vocera del CIG representa a 60 pueblos indígenas de México.

Durante un discurso emitido tras el anuncio de su designación, expresó que su nominación “es con el fin, no tanto de trabajar en la cuestión de llevar votos, de ir a sentarnos allá en la silla maliciada; más bien nuestra participación es por la vida”.

Indicó que su trabajo buscará “la organización, la reconstitución de nuestros pueblos que han sido golpeados por años y años”. También lanzó un llamado a todos los sectores de la sociedad a unir esfuerzos para poder “destruir a este sistema que nos está acabando a todos en general”.


La imagen María de Jesús Patricio Martínez ya tiene presencia en la cultura popular mediante este cartel creado por los artistas Gran OM y El Dante. El cartel “Mary Chuy” es parte del Proyecto “Propaganda y Conciencia”.

La indígena nahua de 53 años ha manifestado que su trabajo es en defensa de la medicina tradicional, los territorios indígenas y el planeta desde una perspectiva anticapitalista.

Activistas indígenas del CIG reconocen que la postulación de Patricio Martínez se proyecta más como un movimiento social anti-sistema enraizado en una conciencia de los pueblos indígenas de México, que como una candidatura de los partidos políticos tradicionales.

“El CIG está parado sobre miles de años de historia que nos anteceden,” manifestó un indígena mixteco del estado de Puebla conocido como ‘Profe Filo’, durante la conferencia de prensa de la Asamblea Constitutiva del Concejo Indígena de Gobierno para México. “Entonces no se confundan, este es un asunto de civilización, no es una vulgar lucha por el poder”.

Otras mujeres que han buscado la presidencia de México incluyen a la activista de derechos humanos Rosario Ibarra de Piedra, quien se postuló por el Partido Revolucionario de los Trabajadores en 1982 y 1988; Cecilia Soto Gutiérrez compitió en 1994 por el Partido del Trabajo; Dora Patricia Mercado Castro fue candidata del Partido Alternativa Socialdemócrata en 2006; y, Josefina Vázquez Mota, que contendió en las elecciones de 2012 como postulante del Partido Acción Nacional.

Margarita Zavala, esposa del expresidente mexicano Felipe Calderón, anunció el 14 de junio, que se postulará por el PAN a la presidencia en 2018.

Diversas críticas surgieron tras el anuncio del EZLN en octubre, una de ellas en el sentido de que la nominación de Patricio Martínez afectaría a la izquierda al restarle votos, beneficiando en cambio al PRI o al PAN.

El líder del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Andrés Manuel López Obrador mediante un mensaje en Twitter,  dio a entender que la decisión del EZLN era contradictoria a sus principios.

Los comicios federales de 2018 serán los primeros que permitan a individuos sin afiliación a un partido político lanzar una candidatura. Para ello deben conseguir cerca de un millón de firmas dentro de un lapso de 120 días.

Dicha cantidad de firmas corresponden al uno por ciento del padrón electoral nacional, y deben de recabarse en 17 entidades federativas por lo menos. Esto lo establece la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales.

Por tanto, oficializar la candidatura independiente de Patricio Martínez dependerá del cumplimento de este reglamento.

Populismo de López Obrador chocaría con bloque político, burocrático y económico

0
Andrés Manuel López Obrador buscará la presidencia de México por tercera ocasión durante las elecciones de 2018. Foto: Eneas via VisualHunt / CC BY
Andrés Manuel López Obrador buscará la presidencia de México por tercera ocasión durante las elecciones de 2018. Foto: Eneas via VisualHunt / CC BY

Phoenix, Arizona) — México celebrará elecciones presidenciales en julio de 2018, y a un año de los comicios federales se desconoce la identidad de quienes se postularán para ocupar el poder ejecutivo de la nación, excepto la del candidato de un partido.

Andrés Manuel López Obrador, del recién formado partido político Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), ha hecho claras sus intenciones como aspirante a la presidencia de la república. Esto es, por tercera ocasión consecutiva.

El político de 63 años buscó la silla presidencial en las contiendas electorales de 2006 y 2012 por el Partido de la Revolución Democrática (PRD). Para la jornada del 1 de julio de 2018, López Obrador se perfila a ser el candidato a derrotar, según recientes encuestas que lo colocan al frente de la carrera presidencial.

En una de estas encuestas realizada el 6 de mayo por BGC Associates y el diario mexicano Excélsior, López Obrador lidera con un 26 por ciento de electores que afirman votarían por él, seguido por la candidata de centro derecha Margarita Zavala con un 21 por ciento, y el aspirante del partido gobernante Miguel Ángel Osorio Chong, con un 19 por ciento.

El ex jefe de gobierno de la Ciudad de México (llamada antes Distrito Federal) se postulará ahora bajo el estandarte de un nuevo partido político mexicano de izquierda que obtuvo su registro hace sólo tres años.

Fue el mismo López Obrador quien fundó Morena en 2011 como una asociación civil, la cual obtuvo su registro como partido político en 2014. Sondeos indican que esta nueva fuerza partidista está al nivel competitivo de viejos partidos como el Revolucionario Institucional (PRI) y el de Acción Nacional (PAN).

Analistas políticos concuerdan en que las aspiraciones presidenciales de López Obrador inquietan a funcionarios de los sectores público y privado en Estados Unidos, debido a la posibilidad de que México dé un giro brusco hacia la izquierda en sus políticas de seguridad y económicas, si el candidato de Regeneración Nacional ganara la elección.

Recientemente, líderes bancarios e inversionistas presionaron a López Obrador para que definiera públicamente sus políticas económicas, a fin de asegurar que su presidencia no refleje la del ex mandatario venezolano Hugo Chávez.

Estados Unidos busca asegurar que el próximo gobierno mexicano mantenga el curso de relación bilateral actual, ya que durante décadas México ha sido un socio comercial clave.

En este sentido, las principales preocupaciones se basan en la posibilidad de que López Obrador fuera adverso para el ambiente empresarial, agudizara las finanzas públicas aumentando los gastos y perjudicara gravemente la cooperación en materia de seguridad con el gobierno de Washington.

No obstante, algunos de los mismos analistas coinciden en apuntar que el impacto potencial de una presidencia de López Obrador sobre los intereses económicos y de seguridad de EE.UU. en México se ha exagerado.

Lo cierto es que de resultar electo, el líder de Morena se convertiría en el presidente más izquierdista de México en décadas. De ocupar el cargo, se espera que implemente al menos de forma parcial su agenda populista para instituir su base política de apoyo.

Un factor que no deja lugar a dudas es que de llegar a tomar las riendas del poder ejecutivo, López Obrador pasaría automáticamente a ser parte de la estructura burocrática de México, en donde un número de corrientes políticas disputan entre sí, lo cual históricamente ha frenado ambiciones presidenciales proyectadas al principio de cada sexenio.

Estas restricciones del sistema político de México tienden a mantener las cuestiones sociales y políticas en su situación existente, en particular en lo que se refiere al statu quo, y hacen que las facciones políticas que existen dentro de este sistema funcionen para moldear las políticas del presidente a fin de impulsar los intereses de los otros partidos. Si la agenda de un nuevo presidente entra en conflicto con el orden establecido, las fuerzas políticas y económicas intentarían bloquearlo.

Como presidente, el presidente de Morena tendría que someter al Congreso sus iniciativas para obtener los fondos necesarios para implementar incluso una agenda populista nominal.

Hay que tener en cuenta que en las próximas elecciones no solamente se estará eligiendo a un nuevo presidente, sino también a 128 senadores (miembros de la cámara alta del Congreso), y a 500 diputados federales (miembros de la cámara baja del Congreso).

Populismo enfrentaría obstáculos

El éxito de la agenda de López Obrador dependería de la composición del próximo Congreso de la Unión, y debido a las marcadas divisiones en la política interna, será difícil para Morena o los miembros de su coalición obtener una mayoría en cualquiera de las dos cámaras. Es de esperarse que una presidencia potencial de López Obrador se enfrentará a una fuerte resistencia de los otros partidos políticos.

De ocupar la silla presidencial, el hombre de Macuspana, Tabasco, también tendría que contar con apoyo del sector privado de México, el cual tiene fuertes nexos con el sistema político estadounidense. Las fuerzas que dan forma al sector privado valoran la inversión extranjera directa como un elemento decisivo e indispensable para la prosperidad económica de México. Los intereses de estas élites de poder económico dependen en gran grado de los vínculos económicos con Estados Unidos.

Las restricciones a las que se enfrentaría un gobierno de López Obrador del 1 de diciembre de 2018 hasta el 30 de septiembre de 2024, no implican que su presidencia mantendrá íntegro el statu quo. De hecho, las facultades del titular del poder ejecutivo lo habilitan a emitir decretos presidenciales para modificar la forma en que operan algunas de las secretarías de gobierno y agencias federales, en el caso de que el Congreso bloqueara sus iniciativas.

Es cierto que López Obrador pudiera hacer cambios importantes que den un giro radical a la vida del país sin la aprobación del Congreso. No obstante, cambios radicales requerirían la aprobación de ambas cámaras.

De entrar al panorama nacional de México, la agenda populista de López Obrador se enfrentaría al fuerte bloque que representa el sistema político dividido, las trabas burocráticas y a la poderosa élite empresarial.

Voto desde el extranjero permitirá a mexicanos votar en comicios de 2018

0
Los ciudadanos mexicanos que residen en Estados Unidos pueden ser parte del proceso electoral en México gracias al voto desde el extranjero. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017
Los ciudadanos mexicanos que residen en Estados Unidos pueden ser parte del proceso electoral en México gracias al voto desde el extranjero. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017

(Phoenix, Arizona) — Los ciudadanos mexicanos que viven fuera del país y cuenten con una credencial de elector vigente podrán ser parte del electorado que elija al próximo presidente de México.

Las elecciones federales de 2018 serán la tercera jornada electoral en que mexicanos que residen en el extranjero puedan ejercer el voto. Además de presentar una boleta para elegir al titular del poder ejecutivo, los votantes podrán emitir un voto para elegir senadores, gobernadores y al jefe de gobierno de la Ciudad de México, dependiendo en su lugar de origen.

La primera oportunidad de emitir un sufragio fuera de México para elegir a un presidente se aprobó en 2005, lo que permitió a miles de mexicanos votar en la elección presidencial de 2006. Sin embargo, los antecedentes para permitir el voto desde el exterior datan de la década de 1990, en el marco de varias reformas electorales.

Los votantes mexicanos que viven en otros países pudieron participar de nueva cuenta en la elección de 2012.

Cifras del Instituto Nacional Electoral (anteriormente llamado Instituto Federal Electoral), muestran que durante la elección de 2006, casi 41 mil ciudadanos mexicanos se registraron para votar desde el extranjero. De esa cantidad, se emitieron poco más de 32 mil votos, lo que representó un porcentaje de participación de casi el 80 por ciento.

Según los datos del INE, la mayoría de los votos recibidos desde el exterior fueron para Felipe Calderón Hinojosa, candidato del Partido Acción Nacional (PAN), quien recibió 19,016 sufragios, y al final fue declarado ganador de la disputada elección.

Por su parte, Andrés Manuel López Obrador, aspirante por el Partido de la Revolución Democrática (PRD), obtuvo un total de 11,090 votos. El postulante priista Roberto Madrazo Pintado sólo recibió 1,360 votos. Estos representaron los segundos comicios en que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) perdió la presidencia de la república.

La elección presidencial de 2012 registró un incremento en la cifra de votantes que se inscribieron para votar desde el exterior, en comparación con la de 2006, con poco más de 50 mil electores mexicanos en la Lista Nominal de Electores Residentes en el Extranjero.

No obstante, la cifra de participación de votantes que emitió un voto fuera de México en 2012 fue menor que la de 2006, con casi 69 por ciento.

La mayoría de sufragios emitidos desde el exterior en la votación de 2012 fue para Josefina Vázquez Mota, candidata del PAN, quien obtuvo poco más de 17 mil votos.

López Obrador, quien volvió a postularse a la presidencia, recibió casi 16 mil votos, mientras que el candidato del PRI y ganador de la elección presidencial, Enrique Peña Nieto, alcanzó poco más de 6 mil 300 votos provenientes del extranjero.

En 2006, Estados Unidos lideró la lista de países desde donde se emitieron más votos, con 28,346 boletas recibidas. Las otras cuatro naciones con más votos de mexicanos fueron España (1,168); Canadá (823); Francia (464); y, Reino Unido (428).

Los cinco países de donde se recibieron más votos en los comicios de 2012 fueron Estados Unidos (29,539); Canadá (2,200); España (2,186); Francia (1,194); y, Alemania (1,187).

La credencial de elector expedida por el Instituto Nacional Electoral es un requisito para que un ciudadano mexicano emita su voto en un proceso electoral. Información sobre cómo obtener una credencial desde el extranjero puede obtenerse en el sitio de internet del INE. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017
La credencial de elector expedida por el Instituto Nacional Electoral es un requisito para que un ciudadano mexicano emita su voto en un proceso electoral. Información sobre cómo obtener una credencial desde el extranjero puede obtenerse en el sitio de internet del INE. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017

Teniendo en cuenta que el voto desde el exterior comenzó hace 11 años, las cifras anteriores demuestran una respuesta de los mexicanos desde el extranjero. Sin embargo, debido a que estadísticas del Instituto de los Mexicanos en el Exterior indican que casi 12 millones de mexicanos viven fuera de del país, con casi el 98 por ciento de esa cifra radicando en Estados Unidos, el número de participación ha sido demasiado bajo.

Según cálculos del INE, aproximadamente medio millón de mexicanos en el exterior tramitará su registro para votar en 2018.

Credencial para votar
La credencial de elector para ser elegible a votar en las elecciones federales del primero de julio de 2018 puede obtenerse desde el extranjero a través de la red consular mexicana de la Secretaría de Relaciones Exteriores en el país donde reside el ciudadano.

El proceso consiste de una cita para presentar en persona la documentación requerida. Después del trámite, el solicitante deberá consultar el estatus de su credencial en línea, y finalmente activar su credencial por internet.

Leer más información sobre cómo obtener la credencial de elector en el extranjero.

Descubren ruinas de templo y cancha del juego de pelota de los aztecas en la Ciudad de México

0
Arqueólogos del Programa de Arqueología Urbana de la Ciudad de México llevaron a cabo la liberación del edificio dedicado a Ehécatl, deidad mexica del viento. Foto: Héctor Montaño | INAH.
Arqueólogos del Programa de Arqueología Urbana de la Ciudad de México llevaron a cabo la liberación del edificio dedicado a Ehécatl, deidad mexica del viento. Foto: Héctor Montaño | INAH.

(Ciudad de México) — El continuo trabajo de los arqueólogos mexicanos en las entrañas de la antigua Tenochtitlan sigue sacando a la luz impresionantes hallazgos de la cultura mexica.

Arqueólogos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) dieron a conocer este miércoles las ruinas del principal Templo de Ehécatl, así como remanentes de una esquina de la cancha que se utilizaba para el juego de pelota.

En la religión mexica, Ehécatl era la deidad del viento.

Las ruinas arqueológicas se ubican detrás de la Catedral Metropolitana, contiguas a las del Templo Mayor, cerca del Zócalo.

Estos hallazgos arqueológicos son los más recientes eslabones de una cadena de descubrimientos que se desató con el descubrimiento en febrero de 1978 del monolito de Coyolxauhqui.

El hallazgo de la piedra de la deidad azteca de la luna dio lugar a su vez a la excavación masiva de las ruinas del Templo Mayor.

Otro descubrimiento importante fue el del monolito Tlaltecuhtli en 2006.

Los más recientes descubrimientos se llevaron a cabo bajo el Programa de Arqueología Urbana (PAU), que se especializa en la recuperación de los vestigios del Recinto Ceremonial de México-Tenochtitlan.

Las ruinas de dicho centro se extienden por siete cuadras en el subsuelo del Centro Histórico.

Los trabajos realizados por arqueólogos de este programa lograron la identificación de las ruinas del templo, que consisten en una estructura rectangular de 34 a 36 metros de longitud.

La estructura tiene adosados dos cuerpos circulares en su parte posterior, el mayor con 18 metros de diámetro aproximadamente. Ambos están separados por un andador de 1.10 metros.

A esto se suma el hallazgo de una plataforma de nueve metros de ancho, limitada por el cabezal poniente de la cancha del juego de pelota, según información del INAH.

El juego de pelota fue un deporte con asociaciones rituales que se estima se practicó desde 1400 por los pueblos precolombinos de la antigua Mesoamérica. Para los aztecas este juego también tenía un significado religioso.

Las excavaciones también revelaron varios grupos de cervicales humanas que aún conservaban su posición anatómica. Los restos óseos correspondían a una treintena de individuos de diversas edades.

Los expertos deducen con base a la evidencia de las tres etapas constructivas que se han ubicado hasta ahora, que los mexicas utilizaron ambos edificios por lo menos desde 1481 hasta 1519, año del arribo a Tenochtitlan de los conquistadores españoles.

Ese periodo de aproximadamente cuatro décadas comprende los gobiernos de los tlatoanis mexicas Tízoc, Ahuízotl y Moctezuma Xocoyotzin


Mexican journalists mourn, protest after deadly day

0
Journalists and demonstrators hold up pictures of journalist Javier Valdez during a demonstration against his killing and for other journalists who were killed in Mexico, at the Interior Ministry building in Mexico City, Mexico May 16, 2017. REUTERS/Henry Romero
Journalists and demonstrators hold up pictures of journalist Javier Valdez during a demonstration against his killing and for other journalists who were killed in Mexico, at the Interior Ministry building in Mexico City, Mexico May 16, 2017. REUTERS/Henry Romero

MEXICO CITY (Reuters) – Mexican journalists covered news conferences wearing black on Tuesday, and brought pictures of slain colleagues to rallies to put pressure on authorities to act against an escalation of murderous attacks on their trade.

The mourning and protests followed a particularly deadly day for the media in Mexico, where warring drug cartels have made it one of the most dangerous countries to be a journalist.

On Monday, veteran organized crime writer Javier Valdez was shot dead by unidentified assailants in the northwestern state of Sinaloa while gunmen in Jalisco state killed a reporter at a small weekly magazine and critically wounded his mother, an executive at the family-run publication.

Authorities have yet to announce arrests in the two new cases, feeding fears of impunity that have become disturbingly familiar to the profession in Mexico.

“We’ve been living in a giant simulation; they say they’re investigating and that freedom of expression is protected, but clearly it’s not,” Juan Carlos Aguilar of the collective Right to Inform said at a protest in Mexico City.

Last year a record 11 journalists were killed, according to advocacy group Articulo 19.

Journalists wrote “they are killing us” in large letters at the foot of the Angel of Independence monument in central Mexico City and flashed pictures of dead reporters to passing cars. Rallies were also held in other cities, including crime-ravaged Culiacan, where Valdez was killed.

Valdez spent years documenting the violence in Mexico, and his death triggered an outpouring of grief across the country.

The killings come ahead of a key state election next month and the 2018 presidential vote – fuelling worries that it could result in a less-informed public.

“This isn’t just us being killed as people, this is a silencing of those who talk,” freelance journalist Paula Monaco said at the protest.

Mexico is struggling to contain a resurgence in violence among rival drug cartels that has pushed homicides to levels not seen since 2011.

Groups monitoring journalistic freedom say corrupt local authorities and police target journalists as well, and that the vast majority of attacks on the press go unpunished, despite a special prosecutor’s office assigned to investigating them.

A new special prosecutor was recently named amid criticism that the previous one failed to secure convictions in dozens of unsolved cases.

“This is truly a crisis. We’re tired of burying our colleagues,” said photojournalist Quetzalli Gonzalez.

(Reporting By Mitra Taj and Reuters TV; Editing by Jonathan Oatis)

Museo Nacional de la Revolución reúne a héroes y villanos de la Revolución Mexicana

0
El dictador mexicano Porfirio Díaz es uno de los personajes centrales en el recorrido del Museo Nacional de la Revolución. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017
El dictador mexicano Porfirio Díaz es uno de los personajes centrales en el recorrido del Museo Nacional de la Revolución. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017

(Ciudad de México) –– La Revolución es uno de los períodos que más profunda huella han dejado en la vida social, cultural y política de México.

Tuvo que transcurrir una década para que este conflicto armado de grandes proporciones llegara a su fin. La Revolución estalló en 1910 y concluyó en 1920. Esos diez años de guerra civil transformaron de manera radical al pueblo mexicano.

Los gérmenes sociopolíticos de esta sangrienta y prolongada lucha se formaron en mayor medida por la oposición al largo régimen de Porfirio Díaz.

El fraude electoral de la elección de 1910 que impuso una vez más como presidente a Díaz llegó a ser la chispa final que excitó los ánimos que desataron la rebelión política en la mayor parte del país.

Miles de personas visitan el Museo Nacional de la Revolución de la Ciudad de México cada año. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017
Miles de personas visitan el Museo Nacional de la Revolución de la Ciudad de México cada año. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017

Un año más tarde, en 1911, los 35 años del porfiriato llegarían a su fin, pero la lucha tomaría otras muchas distintas fases y continuaría por nueve años.

En la Ciudad de México, un pequeño museo ubicado en el sótano del Monumento a la Revolución Mexicana, narra de forma concisa pero atractiva la historia de la Revolución, proporcionando también  al visitante información de los períodos pre-revolucionario y post-revolucionario.

El recorrido del Museo Nacional de la Revolución abarca un siglo de historia, comenzando con el México de mediados del siglo XIX hasta el gobierno del presidente Lázaro Cárdenas (1934-1940).

La exhibición proporciona una visión en conjunto de la Revolución, así como un panorama que pone en contexto lo que condujo al levantamiento armado y lo que surgió de este una vez terminado.

Héroes y villanos de la Revolución comparten este rico espacio cultural que atrae a miles de visitantes cada año, sumado al atractivo del gran Monumento a la Revolución debajo del que el Museo de la Revolución Mexicana ofrece un aporte de interés tanto para mexicanos como para extranjeros.

La exhibición de Emiliano Zapata es una de las más concurridas en el Museo Nacional de la Revolución. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017
La exhibición de Emiliano Zapata es una de las más concurridas en el Museo Nacional de la Revolución. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017

Porfirio Díaz, Francisco Villa, Emiliano Zapata, Francisco I. Madero, Victoriano Huerta y Venustiano Carranza son sólo algunos de los protagonistas de la Revolución que desde las vitrinas del museo proyectan al visitante sus semblantes, sus ideologías, sus triunfos y derrotas.

El Museo Nacional de la Revolución es uno de los sitios más interesantes y de gran atractivo tanto visual como educativo en la Ciudad de Mexico.

El museo se encuentra ubicado en Plaza de la República (sin número) en la Colonia Tabacalera, en la Ciudad de México (entre Reforma e Insurgentes).

Sitio web: Museo Nacional de la Revolución

Monumento a la Revolución Mexicana, de vestigio del porfiriato a símbolo de lucha armada

0
Una maqueta del Palacio Legislativo Federal muestra el Proyecto de construcción original. El modelo está instalado en la primera sala del Museo de la Revolución Mexicana, ubicado en el sótano del Monumento a la Revolución. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017
Una maqueta del Palacio Legislativo Federal muestra el Proyecto de construcción original. El modelo está instalado en la primera sala del Museo de la Revolución Mexicana, ubicado en el sótano del Monumento a la Revolución. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017

Ciudad de México) –– El ambicioso y costoso proyecto para la construcción de un palacio legislativo federal en la Ciudad de México a principios del siglo XX no puede contrastar más con lo que en realidad llegó a convertirse.

El que sería el segundo más grande complejo legislativo del mundo nunca pasó de ser mucho más que una enorme cúpula metálica que albergaría el llamado “salón de los pasos perdidos”.

El fallido proyecto arquitectónico apuntaba a ser un emblema del período de la historia de México conocido como el porfiriato (1876-1911). Por el contrario, el estallido de la revolución en 1910, así como la prolongación de este conflicto, no sólo condenaron al extraordinario proyecto del arquitecto francés Émile Bénard a su fracaso, sino que eventualmente lo convirtieron en un símbolo de esa lucha armada.

En una imagen captada en junio de 1912 por el fotógrafo Guillermo Kahlo se aprecia el avance de las obras del que sería el palacio legislativo de la Ciudad de México.
En una imagen captada en junio de 1912 por el fotógrafo Guillermo Kahlo se aprecia el avance de las obras del que sería el palacio legislativo de la Ciudad de México.

La edificación del inmenso inmueble concebido por Bénard mostraba signos de avance en 1910. No obstante, el derrocamiento del presidente Porfirio Díaz en 1911 y la lucha revolucionaria impidieron la continuidad de las obras de construcción.

El presidente Francisco I. Madero decidió continuar con la construcción del recinto legislativo hasta 1912, cuando los fondos destinados para este proyecto se agotaron.

Habrían de pasar dos décadas y media de abandono para que la estructura incompleta de lo que se proyectaba sería el palacio legislativo ―la cúpula del edificio― tomara otro aspecto arquitectónico y adoptara un nuevo propósito en el paisaje de la Ciudad de México.

Le correspondería al arquitecto mexicano Carlos Obregón Santacilia reformar y transformar la armazón abandonada en un monumento dedicado a la Revolución Mexicana (1910-1920).

La renovación de la desatendida armazón se impulsó durante el periodo postrevolucionario, en una época en que el sentimiento mexicano buscaba afirmar las raíces de identidad nacional, en contraposición a las influencias europeas que caracterizaron el régimen de Díaz.

La readaptación para su uso bajo un propósito diferente se llevó a cabo durante la presidencia de Lázaro Cárdenas (1934-1940).

De esta manera, lo que se conoce hoy como Monumento a la Revolución encierra varios significados para la historia de México.

El Monumento a la Revolución Mexicana en la actualidad. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017
El Monumento a la Revolución Mexicana en la actualidad. Foto: Eduardo Barraza | Barriozona Magazine © 2017

Uno de estos representa la interrupción y caída final del porfiriato, que buscaba hacer del malogrado palacio un distintivo internacional del gobierno de Díaz, así como de la paz y progreso que el dictador promovía ante el mundo como señal de avance en el país.

Asimismo, la adaptación de su uso original a uno nuevo a partir de la cúpula abandonada constituye un símbolo de la gran importancia que la Revolución Mexicana llegó a alcanzar vida nacional.

La naturaleza inconclusa del inmueble readaptado en monumento quizá represente el mayor simbolismo, ya que significa a la par el fin de una era y el comienzo de otra ―porfiriato y revolución―, las cuales marcaron profundamente la vida política y social de México.

Sitio web del Monumento a la Revolución Mexicana

México segundo país más letal del mundo: Encuesta de Conflictos Armados

0
Desde el sexenio del ex presidente mexicano Felipe Calderón, el Ejército Mexicano fue activado para combatir a los cárteles de las drogas. Foto: SEDENA
Desde el sexenio del ex presidente mexicano Felipe Calderón, el Ejército Mexicano fue activado para combatir a los cárteles de las drogas. Foto: SEDENA

México es el segundo país más letal del mundo después de Siria de acuerdo a un reporte anual publicado por el Instituto Internacional para Estudios Estratégicos (IISS, por sus siglas en inglés).

Las más de 20 mil muertes relacionadas a la guerra contra los cárteles de la droga posicionan a México sólo detrás de Siria. El país del Medio Oriente ocupó el primer lugar más letal del mundo por quinto año consecutivo.

“El número de muertos en el conflicto de México supera a los de Afganistán y Somalia,” declaró el John Chipman, Director Ejecutivo y Director General del IISS. “Esto es aún más sorprendente, considerando que las muertes por conflictos son casi todas atribuibles a las armas pequeñas. México es un conflicto marcado por la ausencia de artillería, tanques o aviación de combate”.

Esto indica que las cifras en México alcanzan proporciones de países en guerra, pero sin el armamento que se emplea en un conflicto armado de mayores proporciones.

De acuerdo la Encuesta de Conflictos Armados 2017, sólo diez conflictos representaron más del 80 por ciento de las muertes en todo el mundo.

Los diez conflictos más letales fueron: Siria, México, Irak, Afganistán, Yemen, Somalia, Sudán, Turquía, Sudán del Sur y Nigeria.

La encuesta incluye análisis detallados de 36 de los conflictos de intensidad alta, media y baja del mundo. También incluye ensayos temáticos de prominentes académicos de estudios sobre conflictos que examinan cuestiones clave para que los responsables políticos puedan salir de los conflictos actuales.

Mantente Conectado

663FansMe gusta
178SeguidoresSeguir
988SuscriptoresSuscribirte