Arqueóloga: Esculturas mayas de cautivos señal de crisis, no de poderío

Arqueóloga: Esculturas mayas de cautivos señal de crisis, no de poderío

180
0
COMPARTIR
Estas esculturas mayas de cautivos fueron talladas durante periodos de crisis de las grandes urbes mayas. Foto: Mauricio Marat | INAH.
Estas esculturas mayas de cautivos fueron talladas durante periodos de crisis de las grandes urbes mayas. Foto: Mauricio Marat | INAH.

(México) –– Las antiguas esculturas mayas de cautivos ubicadas en las ciudades de Palenque, Toniná y Yaxchilán fueron hechas durante periodos de crisis de estas grandes urbes mayas, contrario a la idea de ser símbolos de poderío.

Un nuevo estudio arqueológico afirma que la razón que dichas esculturas fueron colocadas en espacios restringidos fue legitimar al gobernante frente a la élite local con la que se disputaba el derecho a gobernar.

Las esculturas mayas objeto de este estudio muestran a individuos arrodillados o sentados con las manos atadas a la espalda y el cabello sujeto, así como ropas y atavíos escasos.

El trabajo de la arqueóloga mexicana Gabriela González del Ángel señala que este tipo de tallas se comisionaron tras la recuperación del poder sobre alguna de dichas urbes mayas.

Las impresionantes esculturas talladas en piedra muestran la deshonra del prisionero, y —según la arqueóloga— se hicieron tras sufrir una derrota, después el dominio de otra ciudad o al instaurarse un nuevo linaje gobernante.

De acuerdo a González del Ángel, este parece ser el caso en por lo menos Palenque, Toniná y Yaxchilán, tres importantes centros urbanos mayas que mantuvieron un destacado dominio regional en su época.

En la actualidad, las ruinas mayas representan significativas zonas arqueológicas en el estado de Chiapas, en el sureste mexicano.

“Tal parece que las esculturas se comisionaron después de que se recuperara el poder sobre la ciudad en cuestión”, indicó la arqueóloga. “Distinto a lo que inicialmente pensábamos, las esculturas de cautivos se vinculan con la falta de legitimidad de los gobiernos en turno y no con el ‘exceso de poder’”.

Además de un análisis iconográfico en base al estudio de las posiciones de los individuos sometidos representados en las esculturas, la investigadora realizó un comparativo entre la ubicación de las esculturas en espacios públicos o restringidos, y de los momentos en que fueron elaboradas.

La arqueóloga apunta que los espacios limitados en los que estas esculturas de cautivos se colocaron hace suponer que la intención fue legitimar al gobernante ante a la élite local.

González del Ángel –egresada de la Escuela Nacional de Antropología e Historia (ENAH), puntualizó que la muerte y el sacrificio público que se reflejan hasta nuestros días a través de estas esculturas, desempeñaron un papel como negociadores de las relaciones asimétricas, de la legalidad y la legitimidad del ejercicio del poder entre distintos grupos durante el periodo Clásico (200-900 d.C.).

Con información del INAH

© 2016, Barriozona Magazine. All rights reserved.

SIN COMENTARIOS

Dejar una respuesta